Sucesos

Desarticulada una banda delictiva que robaba en joyerías, comercios y naves industriales

rumanos roban joyerias

La Guardia Civil ha detenido a dos personas, una rumana y otra española, pertenecientes a un grupo criminal dedicado al robo en joyerías, establecimientos comerciales y naves de polígonos industriales.

Los investigadores, dentro de la operación Galleto, imputan a los detenidos quince robos cometidos en la isla en los que los autores emplearon el procedimiento del butrón o escalo. Igualmente se les imputan delitos de estafa, apropiación indebida, falsificación de documentos y asociación ilícita.

En el marco de la operación se han practicado dos registros domiciliarios donde se ha intervenido diversos efectos de interés para la investigación.

Las investigaciones se iniciaron en el mes de agosto de 2012 tras detectar la Guardia Civil un importante incremento de robos por el procedimiento del butrón en comercios y empresas de la isla.

A través de diversas vías de investigación, las sospechas se centraron en un grupo de personas con numerosos antecedentes por hechos similares, por lo que se estableció sobre ellas un dispositivo de vigilancia que facilitó la identificación de la totalidad de los miembros del grupo.

MODUS OPERANDI
Días antes de llevar a cabo el robo, los miembros de la organización estudiaban los sistemas de alarma, vías de acceso y huida o cualquier otro detalle de la zona donde iban a realizar la acción.

Según el relato de la Guardia Civil, durante la noche, y tras inutilizar los sistemas de alarma valiéndose de palanquetas, mazas o martillos percutores, practicaban butrones en paredes o techos accediendo al interior de las empresas seleccionadas, apropiándose del dinero existente en las cajas de seguridad, máquinas registradoras u otros objetos de valor.

Las cajas fuertes de las empresas eran forzadas en el mismo lugar empleando radiales u otras herramientas para perforarlas, trasladando las que les ofrecían mayores dificultades a zonas deshabitadas donde las violentaban utilizando mayores medios.

Antes de abandonar el lugar de la comisión del robo, los autores destruían o se llevaban los medios de grabación de imágenes, dificultando a los investigadores las labores de identificación.

En uno de sus atracos, y valiéndose de documentación falsa, los miembros de este grupo llegaron a alquilar un local anexo a una joyería desde donde practicaron un butrón para sustraer joyas por valor de 155.000 euros.

UTILIZACIÓN DEL MÉTODO ‘CASH TRAPPING’
En el transcurso de las investigaciones se averiguó que los miembros de la organización se habían desplazado desde la Península hasta Tenerife con el fin de llevar a cabo el método conocido como ‘cash trapping’.

Esta práctica consiste en la manipulación de cajeros automáticos de entidades bancarias con el fin de sustraer las disposiciones en efectivo que realizan los clientes.

En los dos registros realizados en los domicilios de los detenidos, los agentes intervinieron joyas; recibos de envío de dinero; documentación personal falsificada; tres armas de fuego detonadoras (dos pistolas y un revólver) con munición, dos juegos de grilletes y una defensa extensible.

Además, había linternas, guantes, equipos de radiofrecuencia, cámara de video vigilancia, herramientas para la comisión de robos, localizador de frecuencias para clonar mandos de vehículos y garajes, lo mismo que abundante material informático.
En uno de los registros practicados se intervinieron también ocho acciones o valores del ‘Tranvía de Tenerife’, fechadas en octubre de 1899 y editadas en Bélgica, que poseen valor histórico al desconocerse cuantos de estos ejemplares pueden conservarse en la actualidad.

Ya se han emitido órdenes de búsqueda y captura contra los cinco integrantes de la organización huidos en el extranjero. Las investigaciones han sido llevadas a cabo por el Equipo Contra el Crimen Organizado (ECO) de la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil con sede en Tenerife y el Equipo de Patrimonio de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Comandancia de la Guardia Civil de Tenerife

Fuente: DIARIODEAVISOS.COM